FOTOGRAFÍA DE PRODUCTO(GASTRONÓMICO)

En este curso de fotografía y retoque gastronómico descubrirás precisamente a cómo tomar fotografías publicitariamente correctas, para luego realizar todo el proceso de retoque digital tanto profesional como creativo, para llegar a crear piezas que marquen la diferencia a la hora de presentar a un producto o marca.

FOTOGRAFÍA GASTRONÓMICA

¿Qué es la fotografía de producto?

Como su nombre indica, es un tipo de fotografía que se centra en presentar con fidelidad todos los atributos de determinado objeto, así como la forma, el color, la textura, la transparencia o ausencia de ella, etcétera. A primera vista puede parecer sencillo, pero iremos viendo que no lo es tanto.

Y es una de las más requeridas por las grandes marcas ya que la publicidad esta en todos lados y acompaña al ser humano día con día, se llega a decir que si se ve atractivo a través de la vista puede tener éxito y lograr ventas, no siempre es así pero con una buena foto se pueden lograr grandes cosas.


TIPOS DE FOTOGRAFÍA DE PRODUCTO

Tipos

A continuación te mostrare cuales son los tipos de fotografías de producto que existen, ya que por lo general todos nos vamos con la típica fotografía donde aparece el producto en primer plano, pero aqui conocerás que no es la única que existe.

Cuando quieres hacer una compra, los clientes tienen que saber con seguridad lo que están comprando. Una fotografía de producto que ilustre todas las facetas de tu artículo ayuda a que los compradores hagan compras informadas. Estas son algunas de las cosas que consigue una buena foto de producto:

  • Atrae la atención de los compradores y les anima a comprar.
  • Muestra el producto claramente.
  • Comunica información importante sobre el tamaño, el color y los materiales.
  • Capta tanto el objetivo como el aspecto del producto.
  • Ayuda a los compradores a imaginar el producto en sus vidas.

A continuación se explican los siete tipos de fotografías que existen:

1. Fotografía de estudio

En qué consiste: tu producto sobre un fondo plano muy bien iluminado.

Motivos para usarlo: una foto de estudio es una manera clara de mostrar a tus clientes potenciales lo que vendes. Cuando los compradores exploran las imágenes en miniatura, sienten atracción por las fotos nítidas y luminosas que muestran el producto claramente. Unas fotografías bien iluminadas ayudan a establecer una expectativa realista sobre lo que el cliente va a recibir en el buzón, eliminando así la probabilidad de que te soliciten cambios y devoluciones.

2. Fotografía de estilo de vida

En qué consiste: tu producto en todo su esplendor en su hábitat natural.

Motivos para utilizarla: una foto de estilo de vida permite a la gente imaginar cómo serían sus vidas si tuvieran tu producto. Este estilo de foto aspiracional crea una escena en la que se ilustra el producto en pleno uso, lo que puede persuadir a los compradores para que hagan una compra. Si vendes artículos complementarios, como gorros y bufandas en la misma paleta de colores, prueba a fotografiarlos juntos para fomentar la compra de más de un producto.

3. Fotografía a escala

En qué consiste: una foto de tu producto que comunica visualmente cómo es de grande o de pequeño.

Motivos para usarlo: los compradores quieren saber cómo queda ese broche esmaltado en una solapa de verdad, si ese gorro de punto es para niño o adulto, o si en ese jarrón cabe una sola flor o un ramo completo.

4. Foto de detalle

En qué consiste: una foto de cerca que destaca las características de tu producto desde todos los ángulos.

Motivos para usarla: las fotografías de detalle muestran la calidad y la textura de los materiales. También amplía detalles importantes, como el forro de un bolso, el cierre de un collar o el encuadernado de un cuaderno. Para las piezas vintage, las fotos de detalle también pueden usarse para mostrar imperfecciones y establecer unas expectativas claras de cara a los compradores.

5. Foto de grupo

En qué consiste: tus productos fotografiados juntos.

Motivos para usarla: las fotos de grupo son especialmente recomendables para documentar productos que se venden en múltiplos, como juegos de cuencos o materiales para artesanía, como cuentas y botones. Los productos disponibles en diferentes colores, acabados o materiales (como anillos disponibles en oro y plata o tazas con esmaltados de diferente color) también salen ganando con este tipo de fotografía. Puede serte muy útil para describir la profundidad, las variantes y diferentes caras y ángulos del producto en una imagen atractiva.

6. Foto del packaging

En qué consiste: una imagen del packaging de tu producto.

Motivos para usarla: saber cómo va empaquetado tu producto da a los compradores más información sobre tu marca y qué pueden esperar en su buzón. Una bonita foto del packaging también puede transmitir por qué tu artículo es un regalo fantástico.

7. Foto del proceso

En qué consiste: tu artículo a medio hacer.

Motivos para usarla: puede usarse para enfatizar el nivel de profesionalidad empleado en un artículo concreto. Este tipo de imágenes también son ideales para promocionar tu negocio en las redes sociales.

Puedes usar cualquier combinación de estos siete tipos de fotografía cuando hagas las sesiones de tus artículos y elegir los que destaquen los puntos fuertes de tu producto. Dado que las fotos de producto generan ventas, sácale partido a todas las oportunidades que tengas para mostrar tu producto desde todos los ángulos. 

IDENTIFICACIÓN DEL PRODUCTO

Fotografía gastronómica

Como el nombre del curso lo dice "Fotografía gastronómica" comenzaremos hablando sobre que este tipo de fotografía es una de las más retadoras que hay, es toda una especialización profesional. Ya que es un terreno profesional de poca competencia pero que habitualmente presenta bastantes dificultades de entrada. Los aspirantes a fotógrafo profesional normalmente prefieren fotografiar personas antes que alimentos.

A continuación te daré 11 consejos y trucos de fotografía gastronómica 

1- Ser rápido. Algunas partes del plato pueden estropearse “visualmente” si dejas pasar mucho tiempo. Por ejemplo si el plato contiene queso derretido éste se irá poniendo duro en poco tiempo y el plato empezará a resultar menos apetitoso en la foto. En realidad necesitas saber qué quieres fotografiar y cómo lo quieres hacer antes de que se sirva el plato, para así no desperdiciar ni un segundo.

2- Cuida los detalles. Por ejemplo si estás fotografiando carne a la parrilla asegúrate de que esas marcas de la parrilla queden bien visibles en la carne, eso le dará mayor atractivo.

3- Evita los excesos. Nada resulta más desagradable que la foto de un plato lleno de comida a rebosar. En fotografía gastronómica las pequeñas cantidades triunfan más.

4- Dispara con luz natural. Siempre. No hay excepciones. Dispara en horas de plena luz diurna y hazlo cerca de alguna ventana despejada de cortinas. Así tu plato obtendrá todo el protagonismo que necesita.

5- Juega con la Profundidad de Campo. Para ello necesitas disponer de un lente que capte todos los detalles, pero de no contar con el puedes utilizar el que tengas y después retocar en edición.

6- Enfoca el punto del plato más cercano a la cámara. Este consejo combinado con el anterior de la Profundidad de Campo reducida hará que la parte más cercana del plato aparezca nítida, muy muy nítida, mientras todo lo demás tirando atrás va perdiendo enfoque y nitidez.

7- Dispara desde el nivel del plato o casi. Si encuadras la foto desde muy arriba apuntando hacia abajo en la mayoría de los casos tendrás una perspectiva poco atractiva. En cambio, bajarte casi al nivel del plato y dispararlo desde ahí de cerca crea una mayor sensación de cercanía y realismo en la mente del espectador.

8- Algunos alimentos quedan mejor en un trozo de papel dentro del plato. Los platos con salsa o aceitosos no permiten esta regla, pero sí otros como sándwiches, hamburguesas, nuggets y cosas así. Dan un toque genuino y muy artesanal.

9- A ser posible, deposita tus platos en una mesa de madera. La madera queda muy bien como fondo en las fotos de platos, transmite autenticidad, tradición y simpleza.

10- No sirvas la comida en el mejor plato que tengas, ni te molestes en desplegar ese mantel de motivos artísticos que tienes guardado para las ocasiones especiales. Recuerda que en las fotos que quieres hacer la protagonista tiene que ser la comida. No interesa por lo tanto estropearle su momento de gloria ni hacer que la atención del espectador se divida entre comida, recipiente, mantel, etc. Necesites que la gente se fije en el plato, no en el mantel.

11- Muévete. No caigas en el error de disparas todas las fotos desde la misma perspectiva. A veces dar una vuelta alrededor de la mesa e ir disparando desde distintos puntos de vista nos puede revelar grandes fotos que desde la perspestiva original no parecían tan interesantes.

MATERIAL RECOMENDADO

¿QUE NECESITAS?

Para este curso es necesario que ya tengas un conocimiento del uso de una cámara y el del programa de Photoshop, ya que de no ser asi sera un tanto complicado llevar a cabo la sesión de fotografías.

Una de las mejores cosas que tiene la fotografía gastronómica, es que puedes adentrarte en ella y probarla con relativamente poca inversión. No necesitas un estudio fotográfico ni demasiado material que probablemente no tengas.


Cámara con ajustes manuales y lentes intercambiables

Tu cámara en modo manual para exprimir al máximo todas las posibilidades de iluminación, foco, etcétera. Si no dispones de una, que esto no te detenga, trabaja con lo que tengas.

Trípode

Es esencial en fotografía de producto, principalmente porque la claridad de los detalles es una de las claves de cualquier tipo de fotografía de producto. Ya que nos permite ver el detalle de las texturas y del color, absolutamente esencial cuando trabajamos con comida. Cuando decimos que comemos con los ojos, es cierto  .

El trípode te permitirá también trabajar la composición adecuada y pausadamente. Podrás así observar con detenimiento a través del visor y levantarte a cambiar y mejorar lo que te parezca sin variar el encuadre o el ángulo.

Lentes

Los más recomendables son el lente de  50mm o focal media: Es excelente para este tipo de foto , el que más se asemeja al ojo humano, y suele ser una óptica muy luminosa (f/1.4 o f/1.8), lo que se traduce en la posibilidad de jugar con profundidades de campo reducidas. 

Pero en caso de que no cuentes con el, no te preocupes, ya que puedes trabajar de manera parecida con el de 18-55mm que es un lente que comúnmente lo traen las cámaras.

Composición

Si no sabes por dónde empezar, te recomiendo que lo hagas colocando los elementos a manera de gusto personal, claro a un inicio te dará un poco de temor no saber que colocar, pero guíate en como se ve a través de la pantalla de la cámara; con la practica serás increíble.

Iluminación

Es clave en cualquier tipo de fotografía pero aún más, si cabe, en aquella donde eres capaz de controlar y modelarla a tu antojo como son las imágenes de “estudio” (sea este casero o no).

Utilitaria culinaria 

  • Fondos de diversos tonos. No hace falta nada muy elaborado, con unas cartulinas, una pared lisa, una madera, etcétera será más que suficiente para empezar.
  • Vajilla diversa: platos de diferentes tamaños, diseños, cucharas de estilo antiguo o moderno, cazuelitas, manteles, servilletas… Puedes ampliar tu colección hasta rayar la locura 
  • Maderas sobre las que colocar los platos. Son muy fotogénicas, naturales, aportan textura a la imagen y pueden ayudarte a realzar los platos. También pizarra, mármol, etcétera te serán de utilidad.
  • Complementos culinarios como saleros, cascanueces, teteras, cafeteras y otros enseres culinarios que pueden ayudarte a completar la historia de tu plato.
  • Un vaporizador: Te ayudará a aparentar frescura en vegetales y frutas

(TODO ESTO NO ES NECESARIO PARA COMENZAR A REALIZAR ESTE TIPO DE FOTOGRAFÍAS, YA ES EN CASO DE TENER UN PROYECTO PROFESIONAL, PARA PRACTICA PUEDES COMENZAR CON LO QUE ESTE A TU ALCANCE)

TOMANDO LA FOTO

Es momento de tomar la fotografía


Armar el escenario es un punto fundamental para este tipo de fotografias ya que si no se es profesional en el area, no es necesario contar con luces, ni un estudio, simplemente una caja de luz puede funcionar la cual puede ser realizada a mano; a continuacion te dejare el link a un blog para hacer la caja muy economica.

https://es.wikihow.com/hacer-una-caja-de-luz-para-fotograf%C3%ADa-econ%C3%B3mica

Una vez realizada la caja de luz puedes comenzar a realizar todas las fotografias que gustes, pero no siempre es necesaria esta caja ya que en muchas ocaciones es mejor utilizar el entorno en donde esta hecho el producto o utilizar escenarios armados colocando elementos que lo acompañen haciendo verse más atractivos y rica la comida. Solo es cuestión de gustos y de visualización propia para saber que tipo de escenario implementar.

RETOQUE

Edicion

Lo más importante a la hora de retocar tus imágenes es que recuerdes que la comida debe parecer comida, es decir, un HDR en un tomate quizá te parezca chulísimo, pero a nadie le va a apetecer comerse un tomate en HDR. La edición debe respetar las texturas y los colores naturales en todo momento, por lo que es importante que toda la edición se centre en:

  • La comida debe parecer comida.
  • La comida debe parecer fresca y en buen estado.
  • La textura de los alimentos es esencial, ya que a través de ella se activa nuestro sentido del tacto.
  • Los colores son muy importantes precisamente para transmitir el buen estado de la comida pero también para hacernos destacar a nuestro protagonista principal.
  • El balance de blancos es la tonalidad dominante de la escena, y nos ayuda a transmitir frialdad, calidez o un tono neutral a la imagen.

Pasos para edicion de fotografia

1. Como primer paso se debe tener la fotografia en formato raw ya que sera editada en el programa de adobe Photoshop.



2. A continuación se modificaran los elementos de exposicion, contraste, etc; estos al gusto de cada quien, pero siempre tratando de que los elementos se vean apetecibles.


2. Como penúltimo paso se coloca un filtro radial el cual se encuentra en la barra de herramientas de la parte superior en forma de ovalo, este tiene el objetivo de darle mucho más color a los alimentos de una manera más individual, incluso se puede jugar con los colores cambiando de apariencia nuestra comida, de igual manera se irán modificando los parámetros de la barra derecha al gusto de cada quien.


2. Por ultimo se dara click en abir imagen y se guardara en tu carpeta de eleccion.

Como se pudo observar la edición de este tipo de fotografias es bastante sencillo, en si solo es cuestión de ir observando colores para que no se vea falsa la fotografía, ya que en muchas ocasiones la cámara no capta todos los colores que el ojo humano logra percibir, por lo tanto es bueno saber que colores se ven reales para tener un buen trabajo

SUBELA A TUS REDES SOCIALES

Instagram

Sube tu foto 

Una vez tenido el resultado final es momento de presumirlo en redes social, más que nada en Instagram ya que es un sitio donde hay mayor cantidad de personas, las cuales pueden conocer tu trabajo y así ir creciendo, llegando a lugares que jamás imaginaste llegar, solo por tu gran trabajo

PROYECTO FINAL

El proyecto final

Llego tú turno

El curso termino y espero que hayas aprendido lo basico para llevar a cabo este tipo de fotografias ya que verlas en revistas suele parecer muy facil, pero en realidad es un trabajo de varias horas, esto para lograr llevar a cabo un resultado excelente y que al cliente le agrade lo que sus ojos ve, ya que se dice que la comida entra por los ojos. 

Es momento de que realices tu propia fotografía, envíame tú trabajo a mi correo: [email protected] 

en donde yo personalmente lo revisare, esto con el fin de que logres ser uno de los grandes de esta rama. 

Gracias por tomar este curso, nos vemos pronto.

                                                         Elizabeth Mathey.